¿Cómo congelar las frutas sin que se transformen en un solo bloque inmanejable? Tener a mano frutas congeladas es conveniente y económico, pero hay que saber hacerlo. Es sencillo: coloca las frutas primero en una bandeja y déjalas en el congelador. Cuando estén congeladas, puedes trasladar las frutas a otro tipo de envase ¡y no se pegarán entre sí!